Cómo una rosa has marchado,

dejando tu fragancia,

dejando tu querer.

 

Has sido un ejemplo a seguir,

has sido un ángel…,

que nunca debió partir.

 

Tú que has sido madre coraje,

que has sido la yaya del corazón.

Siempre con tu sonrisa…,

y ahora un doloroso adiós.

 

Pero nos has dejado tu sabiduría,

un gran ejemplo a seguir,

de bondad y cariño,

que en el corazón…, no dejara de latir.

 

Nos dejas un gran vacío…,

una gran pena en el corazón…,

y entre lágrimas y sonrisas

el recuerdo…, de ti…,

nuestro ángel que ya partió.

                     

 

Esta pagina ha resultado la más dolorosa para mi, el decir adiós a alguien tan querido , una persona muy especial, que nunca jamás tuvo una mala palabra, que siempre escucho a todos, que siempre daba ánimos, calor y cariño, que era madre ejemplar, que quería con el alma, que cuido con gran pasión y coraje a todos los suyos, siempre con su sonrisa, su bondad y su buen hacer.

Una persona que jamás se interpuso en el camino de nadie y creo personalmente, que en verdad no la hemos considerado tanto como se merecía..., un ángel a sido, para su familia, para sus amigos para todos los que la llegaron a conocer.

Todos lloramos tu ausencia yayita!! todos, pero yo no puedo evitar pensar si te gustara esto, yo se que tu querías mucho esta pagina "haz de luz" tu mi fan número 1, que te podías pasar horas junto a mi mirándola, pero jamás me imagine que me llegara el momento de tener que hacer algo así, como lo estoy haciendo hoy después de 15 días de tu defunción, perdóname no lo haya hecho antes, pero es que aun me duele mucho tu partida y tengo un nudo fuerte en mi interior.

Bueno yayita estés donde estés aquí queda este homenaje y solo decirte gracias por haber estado a nuestro lado y habernos dado todo tu cariño y calor.

Te queremos mucho, te quiero.

Ramona Martín Salvó 12/8/2007