Linda estrella de primavera,
que aun llorando esta,
mi alma en pena.



Recuerdo tus abrazos,
tus caricias,
tus mágicas palabras,
que hacían mis delicias.



Yo te abrazaba,
te quería para mi,
te quería en mis adentros,
aun te puedo sentir.



Mi dulce flor,
mi flor linda
la mas bella flor
de mi jardín.



Ahora marchita mi alma,
ahora siento no ser nada... ,
puedo verte aun,
en mis sueños,
en mis recuerdos... .



Quiero partir contigo,
no quiero vivir
quiero marchar de aquí.



Mi princesa enfermo,
mil brebajes le di,
camine noche y día,
mil países conocí.



Pero la muerte,
malvada aparecía,
ante mi querida.



Princesa mía....



Te doy mi vida,
a mi ya no me vale
sin ti esta vacía.



Mi pequeña
cual hoja otoñal,
caíste entre mis brazos,
quedando blanca como la sal,
con tu belleza
pero sin tu palpitar... .



Te abrace, te bese...
te intente dar mi calor,
pero ahí yacías, 
entre mis brazos,
y mis lagrimas de amor.



Aun siento partir mi corazón,
fuerte desgarra el alma,
gritan mis entrañas.
¡ Muerte te desafió ¡.
Cambia mi destino,
con ella quiero partir.



La muerte callada,
con sus garras,
atenaza el alma,
arrancando el corazón,
del fiel enamorado,
que clama a su amor.



Aun se puede recordar,
aquella pareja excepcional,
que se proclamaron,
amor y pasión, 
para la eternidad.



Como un reflejo,
en los cielos se quedo,
la imagen del muchacho,
abrazado a su amor.



Ante un gran estanque,
No de agua. No,
si no de lagrimas,
que él derramo,
cuando la muerte... ,
a su Princesa,
de sus brazos arranco.

 

He hecho de mis lagrimas, un estanque del amar, para que se amen los enamorados, que jamás se quieran separar, para que sus almas brillen para toda la eternidad...Demelsa